Samstag, 12. Januar 2013

Una frase

Historia Sufí de la Semana

Me acuerdo cuando escuché por primera vez en mi vida una frase que hizo una impresión tan viva sobre mi que no la podía olvidar por semanas. Cada vez que reflexioné sobre aquélla frase me trajo una luz nueva. Y cuando la escuché, parecía que mi propia alma la había expresado, que mi alma la conocía, que nunca era nueva sino muy cara y muy cerca de mi.

Era un verso, una copla; la alocución de una burbuja al mar. Dice:


Aunque soy una burbuja y tu el mar,
Tu y yo no somos diferentes.


Es una sencilla frase, pero entró en mi corazón como una semilla en tierra fértil. Desde aquél momento empezó a crecer, y cada vez que pensé en ella me trajó una nueva reflexión.

Keine Kommentare:

Kommentar veröffentlichen